Asociación de amigos del vino - Huesca
EL SERVICIO DEL VINO Las copas   Descorche Temperatura Servicio  Orden Maridajes Normas generales Las copas El   vino   necesita   amor   y   cuidado   hasta   el   último   momento.   Se   debe   elegir   el   mantel adecuado.   Color.   Preferiblemente   blanco.   Si   el   mantel      es   de   color   rosa,   los   blancos no    podremos    apreciarlos    en    su    versión    real.    Si    el    mantel    es    azul,    los    blancos resultarán    más    vivaces,    casi    verdosos,    los    rosados    parecerán    grises    y    los    tintos jóvenes   amoratados   así   como   los   tintos   con   crianza   tomarán   reflejos   violetas,   por   lo tanto,   no   se   debe   utilizar   nunca   mantelería   de   color   gris   o   azul   ya   que   decolora   y apaga   los   vinos.   El   color   más   aconsejable   en   defecto   del   blanco   es   el   amarillo   pastel tenue salvo para los vinos de crianza, los de mayor edad. La   copa   no   debe   de   oler   a   detergente   ya   que   destruye   en   segundos   la   seducción   de un   buen   vino.   Las   copas   deben   ser   lavadas   con   detergente   neutro   y   abundante   agua. Se   deben   secar   con   un   paño   y   se   deben   dejar   con   el   cáliz   hacia   arriba   para   que   no   se contamine   con   olores   extraños.   La   copa   debe   tener   el   tallo   largo   y   su   cuerpo   debe   ser ancho.   La   boca   de   la   copa   no   debe   ser   muy   ancha   ya   que   de   lo   contrario   se   pueden perder   amoras   con   facilidad.   Es   preferible   siempre   la   copa   de   cristal   que   la   de   vidrio, no   deben   tener   color   ni   tallas   así   como   tampoco   adornos   de   ningún   tipo.   Cuanto   más fino sea el cristal mejores resultados se obtendrán.  
Copa de champagne modelo Pompadour. Aún    se    puede    observar    en    lugares    poco    aconsejables.    No    es recomendable   su   uso   por   impedir   la   olfacción   y   tener   un   arco   de   boca muy   abierto.   Apreciar   correctamente   los   aromas   y   el   comportamiento de    la    burbuja    es    difícil    además    de    que    al    menor    movimiento    se escapa el líquido por las comisuras de los labios. Copa tipo flauta. Es   alargada   y   estrecha   lo   que   facilita   apreciar   el   rosario   que   dibuja   la burbuja en su movimiento ascendente así como el collar. Copa de vino Afnor. Es   la   copa   recomendada   para   la   cata   profesional.   No   es   apta   para   la mesa    ya    que    el    escaso    diámetro    de    su    boca    hará    que    la    nariz tropiece con ella. Copa catavinos. Normalizado   aceptado   por   los   expertos   del   grupo   I.S.O./T.C.   34/G   T.2 en Ankara,   en   Septiembre   de   1970.   Está   fabricado   en   vidrio   cristalino con una proporción de plomo del 9%. Norma AFNOR. Copa de restaurante. Es   la   copa   más   difundida   en   todos   los   restaurantes   desde   hace   unos 15 años. No es la más apropiada para la cata. Copa de vino tinto Burdeos. La   más   apropiada   tanto   para   la   cata   como   para   la   mesa.   Permite movimientos   nada   bruscos   y   una   buena   apreciación   por   vía   nasal   así como en la fase visual. Copa de vino blanco Borgoñesa. Modelo      cuya      capacidad      es      excesiva      e      innecesaria.      Es peligrosamente alta e incómoda. Copa de champagne o de cava. Es   la   copa   más   apropiada   para   la   cata   del   cava   y   champagne. Alguna guía   de   vinos   recomienda   mover   la   copa   para   apreciar   los   aromas   del cava     o     champagne.     Es     realidad,     dicho     movimiento     se     hace innecesario   ya   que   el   empuje   del   Co2   arrastra   sobradamente   todos los    aromas    hacia    fuera    de    forma    que    su    apreciación    sea    fácil    y directa.   Por   esta   razón   algunos   especialistas   en   cata   consideran   que mover   la   copa   de   cava   o   champagne   en   cata   es   una   verdadera aberración.   Si   lo   que   se   busca   es   comprobar   cómo   estaba   el   vino base,   hay   que   eliminar   el   Co2   y   después   catar   como   si   de   un   blanco se tratase. Copa de vino tinto Borgoñesa. La   ventaja   de   esta   copa   está   en   que   la   superficie   del   vino   es   grande por   lo   tanto   la   luminosidad   es   alta   pero   puede   distorsionar   el   color   del vino.   Ejecutar   movimientos   con   esta   copa   es   incómodo   ya   que   el líquido tiende con facilidad a salir de ella.